Encuentro convivencia de la PAL Alicante-Elche-Murcia 2017





El pasado sábado 21 de octubre la PAL Alicante-Elche-Murcia, se ponía de fiesta. Ese día volvíamos a reunirnos para pasar una estupenda jornada compartiendo y aprendiendo.


Esta vez, la reunión fue en Murcia, en las instalaciones del colegio Santa María de la Paz (antiguo Jesuitinas). Agradecemos la disposición del director, Antonio Grau, por cedernos amablemente aulas, salón de actos, comedores, en definitiva el colegio entero.


 Tuvimos un día soleado que acompañó con alegría los últimos votos de Juan José Martínez sj, a la Compañía en una emotiva ceremonia.


Como siempre, a la llegada teníamos el punto de recepción y acreditación. Todo perfectamente organizado. Allí mismo, los niños podían despedirse de sus papás e ir a la guardería, donde los scouts y algunos voluntarios organizaron actividades para que vivieran su propia jornada de PAL.

Puntualmente, nos dimos cita 250 personas de toda la PAL en el salón de actos, dispuestos a comenzar la jornada y escuchar la ponencia de Pablo Guerrero sj, coordinador de la pastoral de familia de la Provincia. Antes, Pedro García Vera sj, nos dio la bienvenida y pudimos visionar el vídeo que Líneas de Fuerza sj, ha preparado para la pastoral de este año. Si quieres verlo, pincha AQUÍ.

 Queremos agradecer a todos los voluntarios que trabajaron durante semanas para que este encuentro saliera redondo y nos quedáramos con ganas de más. No estan todos en estas fotos, pero sirvan éstas para hacerles presentes.


Radio Ecca Alicante y Ecca Murcia, entreculturas y el Grupo de comunicación Loyola también estuvieron presentes para dotarnos de recursos y contenidos y recordarnos que nuestra misión está ahí fuera, entre los más necesitados. Especial mención al Grupo Scout Loyola que nos llenó de dinamismo y se ocupó de que los niños no se aburrieran.


Mientras todo esto ocurría, en el salón de actos comenzaba la ponencia de Pablo Guerrero sj, sobre la "Familia en el contexto de la exhortación apostólica Amoris Laetitia.
En esta ponencia, Pablo comenzó dirigiéndose a nosotros con una frase: "Toda familia es una historia de salvación". Nos hizo reflexionar sobre quién es nuestro prójimo y que estamos llamados a acoger, como el samaritano de la parábola, a aquel que se encuentra en el margen del camino. Nos animó a preguntarnos "¿Qué hace la obra en la que misiono para acoger a esos marginados?" y nos recomendó, para contestar a esa pregunta, que desde la pastoral familiar "aprendamos a mirar donde ya miramos e intentemos ver lo que aún no vimos"; pero sobre todo, recordar las palabras del P. Arrupe sj, aplicadas a las familias:


 Hora de una pausa. Tras la bienvenida y la ponencia, nos dirigimos a los comedores donde nos esperaban unas mesas repletas de delicias que nos ayudaron a volver a los grupos de trabajo con renovadas fuerzas.
 

 Los grupos... 17 grupos reducidos para trabajar las preguntas que Pablo Guerrero sj, nos había planteado en su ponencia. Trabajar, desde las distintas realidades de la PAL, esa acogida al marginado, sobre todo, a las familias que se encuentran en esa situación.















 Éramos tantos, que no cabíamos en la capilla del colegio. Por eso, se dispuso el pabellón cubierto para acoger la misa donde Juanjo profesaría sus últimos votos, en presencia de su familia, los compañeros jesuitas de la comunidad de Murcia, Alicante y otras zonas, religiosas y laicos.



 
 

 
 
Y después de la misa... ¡a la mesa!



  
 
 











La comida que sobró, se repartió entre los comedores de la Fundación Jesús Abandonado y el Asilo de las Hermanitas de los pobres.
Terminamos tan llenos, que no podíamos pensar en una sesión relajada: siesta segura. Por lo tanto, fueron otra vez los Scouts quienes se ocuparon de amenizarnos la sobremesa y activarnos para lo que quedaba de tarde. Risas aseguradas, estupendo trabajo.


 
Y cuando pensábamos que volvíamos al salón de actos a despedirnos, descubrimos que nos esperaba la sorpresa del día. Un broche genial que cerró la jornada planteándonos algo de lo que pensamos saber mucho: el amor. 
La Fundación Jesús Abandonado, con la que el Centro Loyola de Murcia colabora estrechamente, nos trajo a su compañía de teatro MÁS. La compañía la integran usuarios de la fundación, que un día llegaron como transeúntes esperando recibir cama y comida. Hoy, rehabilitados, buscan insertarse en la sociedad. Ellos nos demostraron todo lo que tienen para ofrecer. Dirigidos y ayudados por dos actores profesionales, han escrito y puesto en escena varias obras de teatro. Nosotros pudimos disfrutar de una de ellas, donde también ha actuado Quique, uno de los niños de nuestro Grupo Scout y cuya familia es miembro del Centro Loyola.

 
 Hasta aquí llegó la jornada. Agradeciendo a todos la asistencia, felices por haber podido acoger este año en nuestra tierra, deseando volver pronto a vernos... el próximo año, en Alicante.






Comentarios

Entradas populares